“Tomo este viaje como la recompensa a todo el esfuerzo que he venido realizando como estudiante, y una recompensa también para mis padres”


Esta oportunidad que se le presenta la agarró de sorpresa. Ella nunca suele contestar su celular y ese día de la noticia, no fue la excepción. Sus padres fueron los primeros en enterarse, porque al no tener respuesta de ella a su teléfono móvil, llamaron a su teléfono fijo y su mamá fue la que recibió la feliz noticia. Al principio, no lo creyó, pensó que era la llamada de un extorsionador, ya luego con más calma se dio cuenta que era realidad y la emoción la embargó como nunca, nos cuenta Sofía Cantú Margarito, que es una de las 6 estudiantes de nuestra facultad que viajará a la Universidad de Harvard, por ser una de los primeros puestos de su escuela.


Ella se siente orgullosa de su logro y lo ve como una recompensa a todo el esfuerzo que está realizando durante su estancia en la universidad. También es una recompensa para sus padres, por ser las personas que la apoyan y exigen, motivándola día a día, a que dé lo mejor de sí en los deberes académicos que tiene.


Además, cuenta con cariño, que ellos son los que están más ansiosos por este viaje que realizará, al preocuparse de todo lo que realizará: en dónde va a comer, en dónde se va a hospedar y hasta el más mínimo detalle.


“Espero al regresar poder transmitir todo lo aprendido”


Tiene el anhelo de que al volver pueda transmitir todas las experiencias vividas, entre sus amigos y compañeros de facultad.


Para ella, el alumno de Ciencias Biológicas tiene mucha capacidad, pero es muy introvertido y eso le reduce posibilidades a conocer todas las cosas que hay en el mundo. Quiere ayudar a que eso cambie y espera realizarlo apenas vuelva de este viaje.


“Sería bonito realizar ponencias y contar todo lo nuevo que hemos aprendido, para que los demás chicos sientan la motivación de realizar acciones para cumplir sus sueños”, nos dice Sofía, mientras admitía ser también una chica introvertida, pero que poco a poco está superando su timidez.


“Confío en las capacidades que he obtenido en San Marcos”


Reconoce que siempre hay dificultades en una universidad pública, pero también tiene claro que ello hace que el conocimiento adquirido en las aulas de San Marcos sea mucho más valioso, y es por eso que se siente segura de poder desenvolverse de la mejor manera durante su visita a la Universidad de Harvard.


“Confío en las capacidades que he obtenido en San Marcos, la calidad de los profesores es sobresaliente, por eso estoy segura que vamos a dar la talla en Harvard. De seguro vamos a encontrar un nivel muy alto, pero el nivel que llevamos desde acá también lo es”, nos dice Sofí, como la llaman sus amigos, con mucho orgullo.


“Mi amor por la biología nació cuando llegué a Perú”

Sofía vivió hasta los 11 años en Argentina, cuando vino a vivir a Perú, su tía, que es jefa de laboratorio en una clínica en Huaral, hizo que aquella niña se interesara por la ciencia llevándola todos los días a su área de trabajo.


“Es allí donde decidí qué era lo que quería realizar. Le decía a mi tía que me llevara siempre a su laboratorio, porque me interesaba mucho lo que realizaba”, nos comenta la futura bióloga.


Pero su atracción por la Biología tenía una cosa particular. Nos cuenta que no le llamaba la atención estar al frente como lo puede estar un médico, sino que lo que más le gustaba es todo lo que hay detrás, como la investigación, quizá por la propia personalidad que tiene, que es la de ser una chica introvertida.


¡Éxitos, Sofi!



  • alt text